Obituario

 

Obituario

El obituario es un homenaje que hacemos para recordar a nuestros fallecidos y aunque es habitual confundirlos con las esquelas, porque también se suelen publicar en los periódicos, no son lo mismo. Una esquela es un anuncio breve de defunción con la fecha, el lugar y la hora de la despedida mientras que el obituario tiene un carácter informativo, da mucha más información sobre cómo ha sido la vida de esa persona y resulta mucho más personal que una esquela. En ambos casos se publican en los medios de comunicación, pero su finalidad es muy distinta.

¿Qué contamos en un obituario?

En el obituario repasamos la trayectoria vital del fallecido y, a modo de homenaje, destacamos sus logros y todo lo que ha sido importante en su vida. El obituario es un texto que tiene una extensión más larga que una esquela y está escrito de forma más personal. A través de él mostramos nuestro cariño y nuestros sentimientos ante el fallecimiento de forma pública.

fotos

¿Cómo escribimos un obituario?

INTRODUCCIÓN:
Lo habitual es comenzar contando cómo sucedió el fallecimiento sin entrar demasiado en las causas que lo han provocado, pues lo importante del obituario es centrarse en la vida del difunto.

INFORMACIÓN BIOGRAFÍA:
En este punto del obituario se destacan los logros más destacados y los momentos más importantes de la vida del fallecido. También se pueden mencionar anécdotas y aficiones que hacen más cercano el obituario.

PARIENTES MÁS CERCANOS:
Es habitual mencionar a los parientes cercanos del difunto, tanto a los que ya no están como a los que continúan vivos, esto puede ser un problema cuando la familia es muy grande porque podemos olvidar mencionar a alguien, para evitarlo podemos incluir en este apartado del obituario sólo a los parientes más cercanos y agrupar al resto sin mencionarlos uno a uno.

DATOS DEL FUNERAL:
Para finalizar el obituario, podemos incluir el lugar y horario del funeral y los detalles de la ceremonia.

ordenador,móvil

Obituarios en redes sociales

Las redes sociales se han convertido en un medio más en el que publicar obituarios cuando fallece uno de nuestros seres queridos.

En estos casos los obituarios son más espontáneos y se basan en palabras de cariño más que el reconomiento de un trayectoria.

Es muy comun que estos obituarios se publiquen en el muro de la propia persona fallecida para que todos sus allegados puedan leerlos y, así, el muro se convierte en un espacio de homenaje. Algunas funerarias también dan la opción de compartir los obituarios en su perfil o su web para logar más difusión.

Soy mayor de 14 y he leído y acepto la política de privacidad